YUNES RETA A AMLO EN FOTO; MOCOS AL CHIQUITO EN EL PAN NACIONAL

Comparte

¿Cómo está eso de que un asesor en la pasada Legislatura, hoy jefe de Prensa, cobraba 70 mil pesos al mes?
–Chopunkjawer

¿Qué pretendía Miguel Ángel Yunes Linares al mirar fijamente al presidente electo Andrés Manuel López Obrador en la fotografía oficial de la Conferencia Nacional de Gobernadores?

Yunes Linares es de la vieja escuela: la de los símbolos, las formas. Sabe leer fotografías y también crearlas. Sabe del poder de una imagen. Por eso resulta verdaderamente intrigante que en la fotografía oficial de la CONAGO, Yunes Linares sea el único que no mira fijamente al lente o de frente, sino que desvía su mirada y rostro a López Obrador.

Los que saben de grilla y política, saben que este mensaje puede ser interpretado de varias maneras: hay quienes lo hacen simplemente para descomponer la foto con sorna y evasión a la lente; pero hay también quienes lo hacen para dar clara referencia a que están en desacuerdo o lanzan un reto al actor principal de la fotografía.

Y es que este lunes, en la reunión de AMLO con los gobernadores en funciones y los electos, se pensaba que Yunes no asistiría luego del mensaje claro que el tabasqueño le dio en la pasada reunión cuando no lo saludó y lo mantuvieron alejado del presidente electo todo el tiempo. Incluso hasta en la foto le dieron el espacio del fondo y a la derecha… como el baño: apestado.

Por eso resultó curioso que minutos después de terminada la reunión saliera a decir en redes sociales –bien sonriente él– que el Ejército y Marina seguirán apoyando en tareas de seguridad en Veracruz porque así lo señaló el presidente electo, Andrés Manuel López Obrador y se lo reconocía como buena decisión… Sí, a ese mismo que llamaba “loco”, “corrupto” y otras lindezas durante las recientes campañas.

Por cierto, a Yunes nuevamente lo mandaron al fondo y a la derecha, en la fotografía. En la última fila, sólo adelante de los gobernadores electos.

Este mismo lunes, la mayor parte de los gobernadores del PAN salieron a dar su respaldo a la fórmula del senador Héctor Larios y al ex gobernador de Puebla, Rafael Moreno Valle, para que sean quienes presidan el Comité Ejecutivo Nacional del blanquiazul.

Se trata de los mandatarios estatales de Quintana Roo, Baja California Sur, Tamaulipas, Yucatán, Nayarit, Aguascalientes, Durango y Puebla, quienes irían contra el grupo de Ricardo Anaya, cuya fórmula estaría proponiendo a Marko Cortés, hoy coordinador de diputados federales panistas, y a “Miguel Chiquito”, el junior y fallido orgullo del nepotismo del gobernador de Veracruz.

Por eso ese espaldarazo de los gobernadores azules en contra de los Anayistas se interpreta que no sólo es una pintada de mocos para Anaya en sí: también es para el Yunismo que atacó con fiereza y rabia al hoy presidente electo.

¿Quién en su sano juicio quiere apoyar, por ejemplo, como secretario general en el PAN nacional a quien le dijo al hoy presidente “viejo guango” o que no lo bajaba de “mentiroso, corrupto, farsante”, lo mismo que el papá?

Y es que, al igual que su papi cuando era priista, “Miguel Chiquito” estaría buscando colocarse en el Comité Nacional para de ahí volver a saltar a buscar la gubernatura de Veracruz en seis años y quitarse la espina de que un naco (según la clasificación que su esposa le da a la gente de MORENA) le haya ganado.

De hecho, es sabido que buscan colocar a alguien cercano en el Comité Estatal para así mantener el control del PAN en Veracruz, pero hoy los diarios Imagen de Veracruz y Diario del Istmo dieron a conocer –en exclusiva– que los Yunes se habrían ya quedado sin apoyo de su principal aliado: Joaquín Guzmán Avilés, el cacique de Tantoyuca, quien es propietario del padrón de panistas más grande del país.

Según la información publicada este 27 de agosto, “a la asamblea para elegir a los consejeros para las elecciones internas con miras a la renovación del Comité Directivo Estatal del PAN no acudieron los miembros activos de al menos tres corrientes del panismo veracruzano, con lo que “reventaron” el cónclave para tal fin, a lo que se suma sorpresivamente el “rompimiento” con el Yunismo, de uno de los grupos más fuertes que encabeza Joaquín Guzmán “El Chapo”.

Continúa: “El bloque contrario, y de los militantes originales llamados “reales y de la calle” que se oponen a la permanencia de los Yunes en el control de Acción Nacional, es conformado por Guzmán Avilés, al que se suma a los de Enrique Cambranis y de Germán Yllescas, entre quienes sumarían un total del 70 por ciento de la votación para un cambio de liderazgo”.

También en dicha publicación se subraya que Julen Rementería sería el único aliado que tendrían los Yunes y que con el rompimiento con Guzmán Avilés perderían su oferta de apoyo total del panismo veracruzano a Marko Cortés y, por ende, la difícil llegada de “Miguel Chiquito” al CEN del PAN.

Y es que, sin duda, los Yunes están pagando caro la soberbia, los insultos. Bien dicen que no hay que escupir para arriba, porque hoy tienen los gargajos en la jeta.

NOTA PARA PEGAR EN EL REFRI: Muy sonado el caso de la ejecución este lunes, en Agua Dulce, de la lideresa cetemista Marjorie Oropeza, quien recibió al menos ocho balazos mientras se encontraba en una reunión. Ella también fue conocida por ser la viuda del conocido periodista Leopoldo Zea, autor de la columna “Mi Metralleta Olivetti”, que se publicaba en “Diario del Istmo”.

OTRA NOTA PARA EL REFRI: ¿Qué habrá querido decir el dirigente estatal de MORENA y próximo delegado estatal, Manuel Huerta, cuando dijo a la prensa que “Ese manzano no da peras”, en referencia al titular de Comunicación Social del Ayuntamiento de Xalapa, Guillermo Manzano? Por cierto, ya reveló que él ni el alcalde Xipolité pertenecen al partido, lo que en los medios se interpretó como un desmarcaje… ¡Aaaay weeeey!

LA ÚLTIMA PORQUE NOS VAMOS AL OESTE: “En el Grupo Parlamentario del PRI encontrarán una oposición firme, una oposición crítica, una oposición madura también, que defenderá los intereses de las familias pero que tampoco nos vamos a opone a todo por sistema”, afirmó la diputada federal electa por la vía plurinominal, Anilú Ingram Vallines. Destacó que la sociedad no quiere más divisiones, sino un mayor desarrollo y mejor calidad de vida. “Hoy queremos, deseamos y exigimos que nos vaya bien y para ello tenemos que ponernos de acuerdo, defender lo que sea por el bien de Veracruz y lo que no, alzaremos la voz; seremos vigías intensos de que se cumplan cada una de las promesas por parte del presidente electo Andrés Manuel López Obrador”, enfatizó la hermosa Ingram Vallines.

@pablojair

Comparte

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *